Canciones estupendas (27) – Un ramito de violetas (Cecilia)

Ramo de violetas de Parma (Suzanne Valadon)

La hermana pequeña de Cecilia contó que su padre les solía pedir que regalasen a su madre violetas cogidas de su jardín. Puede que la cantante tuviese presente ese recuerdo cuando escribió un cuento que dio luego lugar a una de las mejores canciones de la música popular española, con una bonita música para una historia con un tierno e inesperado final en la que, muy lejos de la intención de su progresista autora, algunos vieron un insufrible machismo.

Cecilia - Un Ramito De VioletasEl LP en el que apareció en 1975 Un ramito de violetas, fue el tercero y último en la discografía de Evangelina Sobredo, Cecilia, así llamada porque Eva estaba ocupado y por la canción de sus admirados Simon & Garfunkel. En él se hallaba también Mi querida España, esa España blanca y negra que la censura convirtió en “España nuestra”, como poco antes el desliz en el sexto de aquella gran Dama Dama de alta cuna y baja cama había pasado a ser un incomprensible “desliz inconexo”. Cecilia moriría en la carretera un año después, pero esas canciones, y muy especialmente el Ramito de violetas, mantienen viva su memoria.

Era feliz en su matrimonio
Aunque su marido era el mismo demonio
Tenía el hombre un poco de mal genio
Y ella se quejaba de que nunca fue tierno
Desde hace ya más de tres años
Recibe cartas de un extraño
Cartas llenas de poesía
Que le han devuelto la alegría
Quien la escribía versos dime quien era
Quien la mandaba flores por primavera
Quien cada nueve de noviembre
Como siempre sin tarjeta
La mandaba un ramito de violetas

A veces sueña y se imagina
Cómo será aquel que tanto la estima
Sería un hombre más fiel de pelo cano
Sonrisa abierta y ternura en las manos
No sabe quien sufre en silencio
Quien puede ser su amor secreto
Y vive así de día en día
Con la ilusión de ser querida
Quien la escribía versos…
Y cada tarde al volver su esposo
Cansado del trabajo la mira de reojo
No dice nada porque lo sabe todo
Sabe que es feliz, así de cualquier modo
Porque él es quién le escribe versos
Él, su amante, su amor secreto
Y ella que no sabe nada
Mira a su marido y luego calla
Quien la escribía versos…

Hay que perdonarle a Cecilia el clamoroso laísmo y la inconsistente calificación de demonio que aplica al marido. Y pedir daños y perjuicios a la discográfica por este video promocional con la cantante dando de comer a los cisnes del Retiro, aunque puede que el característico atuendo hippie fuese cosa suya.

En cualquier caso, la canción era una joya, que, seis años después, fue inteligentemente recuperada por Manzanita en una versión muy acertada en la que se evitaba repetir o rectificar el laísmo, porque cambiaba el destinatario de la pregunta: Quién te escribía a ti versos, dime niña quién era.

Más recientemente, se escuchó en la gira y el disco Blanco y Negro de Victor Manuel y Pablo Milanés, y después, en 2010, en el Pequeñas cosas de Soledad Giménez, con su limpia voz y un estupendo arreglo jazz-salsa. Todos se preguntan quién le escribía versos.

Acerca de José Luis

Las apariencias engañan... o no.
Esta entrada fue publicada en Canciones estupendas y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a Canciones estupendas (27) – Un ramito de violetas (Cecilia)

  1. gloria aparicio dijo:

    Siempre me pareció una cancion preciosa, y no puedeo apreciar “machismo” ninguno, una pena su muerte tan prematura , estoy segura que nos hubiera regalado algunas joyas en sus letras…..

  2. josep dijo:

    La versió de jazz-llatí de la Soledad Gimenez em sembla sensacional. L’original i la de Manzanita ja les coneixia. Cecilia habia tret cançons amb textos molt atractius, com “dama dama”, “fui”, “nada de nada”…i per descomptat aquest “ramito de violetas. Records de joventut!
    Una abraçada

    • José Luis dijo:

      Jazz llatí, no aquest “jazz-salsa” que m’he tret de la màniga, tens raó. També a mi em va sorprendre molt aquesta versió de la ex-presunta, té molt bon gust per cantar i per triar acompanyaments

  3. Àngels dijo:

    Aparte de lo bien que cantaba ,hace bastantes años ,cuando ibamos en coche por la carretera más o menos ,por donde ella perdió la vida .Todos :padre,madre e hijas adolescentes teníamos un recuerdo amargo ,de su trágico final.(estoy de horas bajas,como hicimos unos comentarios Claudi y yo ) me ha quedado el regusto amargo .Con Claudi tengo una relación como si fuera un hijo !con los demás yernos también!.Ya pasó la Navidad y la obligación de estar alegre,!pero cada cual hace lo que puede! ¿tengo razón o no? Un abrazo muy fuerte y adióooooos 🙂
    Hasta pronto.

  4. lluisemili dijo:

    Que bonica la cançó! La recordava de quan la cantava ella, com la “Dama, dama,…”. Les versions molt bones però m’emociona més la d’ella.
    Quant al “laismo” és, propiament, una incorrecció? O un dialectalisme o particularisme? Jo vaig presenciar la discussió entre dos profes de llengua (espanyola) de l’Institut on jo treballava ella (d’Àvila, crec) defensant la correcció del laisme i ell (de Teruel) que no el podia suportar.
    Jo, que m’ho miro des de fòra, no puc negar que em grinyola (menys que Valladoliz, escuchao o Ejpaña) però els particularismes, en qualsevol llengua, em semblen senyal de llengua viva.

    • José Luis dijo:

      Vaig llegir que aquest laisme era característic de la “movida” madrilenya. Alguns d’aquests particularismes identifiquen la tribu. No vull que em tornis a dir elitista, però n’hi ha que fan molt de mal (aquest no és el cas), llengua viva, cert, però de vegades decrèpita, i si és jove, això no vol dir que no s’hagi d’educar a la criatura.

      • lluisemili dijo:

        Lejos de mi la funesta mania de llamarte elitista.
        La profe que era competent i pre-movida la defensava perquè ho deien al seu país (Avila) que com passa amb el català que parlen a Girona, Olot, etc. estan convençuts que el seu castellà o català és el genuí (mentre que els ronquios de Jaen o els plurals amb “os” com “no surtos” per “no surtis” de Lleida són incorreccions. Jo adoro els dialectalismes i renego de les acadèmies normatives que consideren incorrecte tot allò que no s’ajusta exactament a la norma. Els barbarismes flagrants són una altra cosa pero peccata minuta.
        Són les destruccions de formes sintàctiques, la columna vertebral de les llengues (no les paraules soltes) les que em provoquen malestar físic. El no us dels famosos pronoms febles, en català, em posa a parir.
        Manies, elitisme, o no sé què, però d’aquí no me’n treu ningú.

        • José Luis dijo:

          El “hi” i el “en” són molt macos. Els de la família li-la, només els vaig sentir estudiant nivell C. Però també em fan rabia els errors en paraules, com quan, tenint una adient es fa servir un altre, com la severitat que està acabant amb la gravetat.

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s