La maxixe (y 6) se nacionalizó francesa


Con distintos títulos como El polo o La sorella entre otros muchos y otros tantos pretendidos autores, la popularidad de la melodía de nuestra machicha fue enorme, llegando también a los Estados Unidos, donde en 1950 la grababan Teresa Brewer, Dean Martin y The Andrews Sisters como Choo’n gum, con la música firmada sin el menor reparo por Vic Mizzy. Pero todo pasa: En 2012, el Museo Nacional Marítimo de Londres publicaba en internet un video con la intención de que el público ayudase a identificar la melodía de la cajita de música encerrada en el interior de un cerdito de juguete superviviente del naufragio del Titanic que habían logrado restaurar: La melodía era la de La maxixe, siempre atribuida por casi todos a Charles Borel-Clerc y siempre asociada a un tango brasileño.

Parece ser que en las historias que circulaban sobre el hundimiento ya se la recordaba como una maxixe, “la música tocada para acompañar un baile sudamericano similar al tango”, nada dificil dado que así se llamaba el animalito. Pero su propietaria, una conocida periodista de modas llamada Edith Rosenbaum Russell (que sólo se decidió a abandonar el buque cuando, para convencerla,  un marinero lanzó por delante a su mascota de la suerte y que explicaría como había usado su música para tranquilizar a los bebés que había en el bote salvavidas) nunca lo vió claro:

“No suena particularmente sudamericana. Siempre creí que el juguete parecía francés, de modo que es muy improbable que la canción sea sudamericana, aunque también puede ser”

Y es que, realmente, su melodía pega mucho más con el Can Can que con una mattchiche brasileña. Y vale desde luego para una pachanga, pero, mal que nos pese, especialmente si se toca con un acordeón, suena tan típicamente francesa como le debió sonar a Gershwin y a los creativos de la publicidad de Moussel, aquel producto Legrain, Paris, que un chiste malo sobre el barroco Legrenzi rescató de la memoria cuando estaba acabando esto que acaba ya, ahora sí.

Y si alguien ha acabado harto de la musiquilla, que no me lo cuente, que en el pecado llevo la penitencia.

Anuncios

Acerca de José Luis

Las apariencias no engañan
Esta entrada fue publicada en Popular y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a La maxixe (y 6) se nacionalizó francesa

  1. Allau dijo:

    Tierra trágame: de todas tus copiosas citas musicales sólo he reconocido a Moussel, que es la más rastrera de todas.

  2. lluisemili dijo:

    Que la Machicha doni per a tant és in-su-pe-ra-ble
    Ara deu capítols de :
    La Raspa la inventó, Kubala con el balón
    Kubala pasa a Moreno, Moreno pasa a Manchón

    • José Luis dijo:

      Si vols ho faig en dotze capítols, ho tinc fàcil. Però he quedat ben tip de pachanga, els deu de La Raspa te’ls deixo a tu.

    • Nuria dijo:

      La segona estrofa que conec jo es aquesta:
      Kubala pasa a Cesar y Cesar pasa a Manchón

      • lluisemili dijo:

        Futbolísticament és molt millor (Moreno era una mica paquet i incomparable al Peluca però les síl·labes quadren millor amb Moreno.
        A internet he trobat “La Raspa la inventó / Amancio con el balón / Amancio pasa a Kubala y Kubala marca gol” versió merenguecèntrica i només possible quan Kubala va jugar d’nternacional amb Espanya.
        Quan ens fiquem en aquest jardí trobem centenars de lletres per a la cançoneta/dansa mexicana.
        Una altra via: Quan van començar les minyones/sirvientas/chicas de servicio/ etc a ser anomenades “raspa” ? Apassionant tema

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s