Clasicazz

La incorporación del jazz a la música clásica abrió un camino que apenas se ha seguido, pero su combinación es muy resultona, y, en el peor de los casos, valdría para llevar más público joven a las salas de concierto. Ciertamente, poner un ejemplo con la Rapsodia in Blue de Gershwin y un intérprete como Denis Matsuev es algo tramposo, pero todo vale cuando la intención es buena. O eso se practica.

Por favor: Aunque falten la copa y, ay, el pitillo y la humareda, más “variaciones” como las de esta Rapsodia en blue

Acerca de José Luis

Las apariencias no engañan
Esta entrada fue publicada en Clásica, Jazz. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Clasicazz

  1. Josep Olivé dijo:

    A ver si se da una vuelta por Barcelona este Denis Matsuev. A menudo pienso que a este hombre le faltan teclas y que todo un imponente Steinway negro negrísimo lo trata como un pequeño juguete. Què alucinante pianista! La cadencia de la Rapsodia es impresionante! Y qué cómodo se le ve con pleno jazz. Una gozada!

    • José Luis dijo:

      He visto a muchos pianistas de clásica tocar jazz, empezando por Previn, pero ninguno tan bueno como este. Hace unos 10 o 15 años, en un concierto de Ibercámara en Barcelona con Gergiev y la Marinskii en que falló el violoncelista, que no recuerdo quien era, pasamos del disgusto a la estupefacción con la interpretación que hizo del tercero de Rachmaninof el suplente, un tal Denis Matsuev. Muy bueno me parece a mí también.

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s