Sin fin

Se empieza a ser libre cuando se abandona la creencia de que la vida del mundo o nuestra propia vida debe tener un fin. La libertad es saber existir sin que un fin determine nuestra existencia.

Rafael Argullol – El cazador de instantes

Aplicable igualmente a colectivos.

TUTTI
Fortunato l'uom che prende 
ogni cosa pel buon verso, 
e tra i casi e le vicende 
da ragion guidar si fa. 
Quel che suole 
altrui far piangere 
fia per lui cagion di riso, 
e del mondo in mezzo ai turbini
bella calma troverà.
TODOS
Afortunado el hombre que toma
las cosas por su lado bueno,
y en todos los casos y ocasiones
se hace guiar por la razón.
Aquello que suele 
hacer llorar a los demás
será para él causa de risa,
y en medio de os torbellinos del mundo 
una agradable calma encontrará.

Acerca de José Luis

Las apariencias no engañan
Esta entrada fue publicada en Pensamiento, Romanticismo, Sociedad y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Sin fin

  1. Josep Olivé dijo:

    …ossia, la scuola degli amanti…y pensar que hay (muchos, muchas) que piensan que esta obra es misógina….Una ácida y desnuda exposición de la condición humana. Don Alfonso y Despina, los únicos seres libres!

    Maravillosa ópera, que todo aquel que la sigue atentamente sale como muy pensativo, con muchas preguntas y con sólo dos certezas: Da Ponte era un “poco” cabroncete, y Amadeus un genio divino.

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s