La música, con o sin información: Tercer ejemplo y preocupación

Mi tercer ejemplo es el Concierto de Violín de 1935 de Alban Berg, estrenado en el festival de la Sociedad Internacional de la Música Contemporánea en Barcelona el 19 de abril de 1936, bajo la dirección de Hermann Scherchen con Krasner tocando el violín. Berg habría muerto en un hospital de Viena el 24 de diciembre de l935 poco después de completar esta pieza. El concierto era un ejemplo de la técnica de composición serial inventada por la Segunda Escuela de Viena. Cualquiera puede escuchar esta poderosa composición en modo atonal y entretenerse con sus transiciones sutiles y disonancias sensibles. Pero, como en el caso del cuarteto de Beethoven, hay otra interpretación que dota a la obra de un insospechado significado.   Los   papeles   revelan   que   la   pieza   fue enigmáticamente dedicada «a la memoria de un ángel». Siguiendo el hilo de Ariadna, encontramos que esta composición es un tributo a Manon Gropius, hija de Alma Mahler y Walter Gropius, el segundo marido de la viuda de Gustav Mahler. Manon era una joven adolescente que murió después de haber sufrido parálisis a causa de la polio durante un año. Berg tenía fuertes sentimientos por esta joven, en parte porque cuando él tenía diecisiete años estuvo enamorado de una muchacha cuyo nombre era también Manon, que quedó· embarazada de Alban y tuvo un hjjo, pero la familia de aquella primera Manon no le permitió nunca a Berg entrar en contacto con su hijo. Así, una vez que sabemos de esta historia de aflicción y pérdida, es muy difícil evitar oír lo que los musicólogos sostienen, a saber: que el primer movimiento es un retrato musical de Manon, el segundo es una representación de la catástrofe y, el último, la sumisión a la muerte, y la transfiguración. El segundo movimiento emplea vivazmente una canción popular austriaca, el tercero contiene el punto culminante de rompimiento [1:13] que representa la muerte de la joven; y el cuarto [2:02], basado en la armonización de Bach del Coral Es ist genug, último movimiento de la Cantata BWV 60, es una oración por el rescate del sufrimiento terrenal.  

Al orquestar el coral para viento madera, Berg crea un efecto parecido al del órgano. Hay dos variaciones sobre la melodía del coral y breves, conmovedoras reminiscencias de la  canción  popular  y  el  coral; luego el concierto finaliza silenciosamente, como un alma que encuentra al fin reposo tras tanto sufrimiento. Así, pregunto una vez más, ¿cuál es el camíno correcto para escuchar tal composición? ¿Es mejor con o sin la informaci6n, o ambas? ¿Cuál es una “experiencia puramente musical” de una obra como esta?

Nada más lejos de mi intención que dramatizar esta alternativa porque considero que ambas formas de escuchar son perfectamente legítimas.  Mi preocupación es la posibilidad de discriminación a una por ser normativa y la estigmatización de la otra como impura, patológica o contaminada, por decirlo con adjetivos kantianos.

Gerard Vilar ¿Qué clase de experiencia es una experiencia musical?

Acerca de José Luis

Las apariencias no engañan
Esta entrada fue publicada en Primera mitad del Siglo XX, Romanticismo y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a La música, con o sin información: Tercer ejemplo y preocupación

  1. Josep Olivé dijo:

    Ya comenté la secuencia normal que sigo: primera audición – interés por el contexto – nuevas audiciones teniendo en cuenta la información absorbida. El seguimiento de esta secuencia tiene una excepción: cuando la obra, en su enunciado, ya se declara programática. Es el caso de esta genial obra de Berg y su título: es imposible no satisfacer mi curiosidad por su significado y motivación ya antes de la primera audición. Por último yo creo que todas las opciones de audición que presentas son buenas y en modo alguno me cerraría a no practicar una de ellas si así se me solicitara expresamente.

    PD1: Afkham me gusta mucho, y es el actual director de la ONE.
    PD2: Supongo que el movimiento «Me too» no se me echará encima si digo que Pogostkina no sólo es muy buena violinista sino que la encuentro una preciosidad. La desconocía completamente. Todo un hallazgo!

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s