Beethoven: Sonata para piano núm. 10 en Sol mayor Op. 14/2 (1799)

Si la calidad de una obra se midiera por el buen humor que transmite, esta otra hermana pobre de la Patética merecería mayor consideración de la que tiene. La nº 10, en Sol mayor, es una de las pocas composiciones de Beethoven en las que apenas hay nada que altere la felicidad, si exceptuamos unos breves nubarrones en la parte central del refrescante Allegro con que se inicia, un movimiento cuyo primer tema podría atribuirse perfectamente a Chopin, y en el que los expertos admiran la originalidad de sus recursos rítmicos.

El Andante lo forman tres delicadas y risueñas variaciones sobre una circunspecta marcha, como las propuestas de juego que un niño pequeño hiciera a su abuelo durante un paseo. El brusco acorde final podría ser la consumación de una jugarreta.

El último movimiento viene anotado como Scherzo, y aunque se trata de un rondó, la etiqueta es adecuada por su alegría. Y entre melodías inspiradas y sorpresas marca de la casa, como este mismo hecho de concluir más divertido que triunfal, los quince minutos de esta sonata pasan en un soplo.

Acerca de José Luis

Las apariencias no engañan
Esta entrada fue publicada en Clasicismo, Piano y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Beethoven: Sonata para piano núm. 10 en Sol mayor Op. 14/2 (1799)

  1. Josep Olivé dijo:

    Otra sonata que es una pequeña joya. Las sonatas de poca extensión de Beethoven gozan todas ellas de un Beethoven primoroso, relajado, tienen un aire como despreocupado, como si hubieran nacido de un pequeño ejercicio de improvisación. El andante es, para mi, un ejemplo cristalino: que es si no un tema con sus variaciones una muestra de prestidigitación? No suena a una pura fantasía? Es obvio que componer estas pequeñas joyas es signo de un estado de buen humor y de paz consigo mismo. Esta sonata es una delicia desde la primera hasta sus fugaces y delicadas últimas notas.

    PD1: Por cierto, por primera vez utiliza Beethoven un tema con variaciones en sus sonatas.

    PD2: El gran pianista y pedagogo irlandés John O’Conor grabó la integral de sonatas de Beethoven y cuando se editaron las sonatas en una colección de CDs tuvo un acierto extraordinario. ¿Cual fué? Pues en un solo CD acopió todas las sonatas más cortas de Beethoven: Op.14 (1 y 2), Op.49 (1 y 2), Op.54, Op.78 y Op.79 (la 9, 10, 19, 20, 22, 24 y 25 respectivamente). Siete sonatas en total. Es uno de los CDs más gastados de mi discoteca. Uno de mis CDs más estimados, Siete joyas en un solo CD. Sin duda fue una idea pedagógica de O’Conor, porque era tan buen pianista como pedagogo. Lo vemos aquí, enseñando como interpretar las sonatas en una de sus clases magistrales, y lo hace con una gracia y un entusiasmo absolutamente contagiosos.

    • José Luis dijo:

      He visto dos minutos del video, ¡qué personaje! Me encanta la indicación “grrrrrrrrrrrrrrrr” 😀 Mañana me lo veo todo

      Y si el que está de buen humor y paz consigo mismo es Beethoven sale eso. Me alegro de nuevo de coincidir y de haber seguido tu inspiración, siempre repetía las conocidas y estas “menores” se quedaban sin gastar. Esta no solo me parece bastante mejor que su pareja sino de las imprescindibles en una selección.

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s